Proverbios III; Dos mujeres, dos caminos

Serie de bosquejos basados en el libro de Proverbios.
Proverbios III; Dos mujeres, dos caminos


Introducción

Si alguien le preguntara hoy: «¿Es usted una persona sabia?», ¿qué le respondería?
Mucha gente diría: «Bueno, la verdad es que me gustaría serlo».

Hay gente que cree que los sabios están recluidos en torres de marfil, consideran que la sabiduría no es más que función del intelecto, o un poder cerebral, que se aplican a asuntos como los de la filosofía, la teología o la sicología. Hay otros que piensan que una persona sabia debe ser entrada en años. Y hay quien cree que ser sabio es algo bueno, pero que resultaría presuntuoso admitirlo. En el fondo, se consideran sabios, pero son reacios a decirlo porque les preocupa que otros piensen algo raro de ellos.

Si usted se considera una persona sabia, ¿en qué se basa para llegar a esa conclusión?


Contexto

Según el libro de Proverbios hay dos clases de sabiduría. Las dos se encuentran en los primeros nueve capítulos, son personificadas por dos mujeres: dama Sabiduría y doña Locura. Esta enseñanza se relacionado con las advertencias del capítulo 1, la búsqueda de sabiduría, y el tener cuidado de las personas malvadas, perversas y seductoras

El fundamento de la sabiduría se encuentra en Pr. 9.10, que dice: «El temor de Jehová es el principio de la sabiduría, y el conocimiento del Santísimo es la inteligencia.» Temor en este versículo quiere decir reverencia a Dios. Las personas que temen a Dios se someten a él. Entienden hasta cierto punto que Dios todo lo sabe, todo lo puede, está presente en todos los momentos y por toda la eternidad, y es todo amor; y ellas no lo son. Admiran a Dios, y se maravillan de él, porque es todo, tiene todo, y controla todo, tiene cuidado, ama, bendice y se acerca al ser humano. Temer a Dios no es temer el juicio de Dios; es considerar el hecho de que Dios tiene toda la autoridad para juzgar y perdonar, para mostrar misericordia y para otorgarnos su gracia abundantemente.

Nota aclaratoria: El uso y la traducción de los términos sabiduría y locura depende de la versión de la Biblia que use. Sabiduría puede ser traducido como sensatez o cordura, y locura como insensatez o necedad.

Un contraste de carácter

El tema más destacado de los primeros nueve capítulos es el contraste entre la dama Sabiduría y doña Locura (2.16-19; 5.1-14; 6.20-35), la dama Sabiduría (1.20-33; 3.13-18; 4.5-9; 8.1-36), o ambas (7.1-4, 5-27; 9.1-6, 13-18). Las dos mujeres personifican las dos clases de sabiduría. El contraste sigue el patrón padre - hijo, se espera que el padre le indique al hijo que clase mujer tiene que seguir y cual evitar.

Doña Locura es de carácter adúltero: Doña Locura es adúltera, no es prostituta (2.16), ha dejado al compañero de su juventud (2.17); el compañero puede reaccionar muy enojado (6.29-35); ella debe evitar que su cónyuge la encuentre en adulterio. (7.19-20).

Además, no toma en cuenta a Dios, se olvida de su promesa ante Dios (2.17); también es bullanguera e ingenua. (9.13) No sólo ella se extravía sino que extravía a las demás personas. (4.6)

La manera de la mujer adúltera:

«Come, se limpia la boca y dice: «no he hecho nada malo» (Pr. 30.20, RV 91)

La BLS (Biblia de Lenguaje Sencillo) lo expresa con más exactitud:

«La mujer infiel se acuesta con otro hombre, luego se baña y dice: “¡Aquí no ha pasado nada!”» (Pr. 30.20, BLS)

La sabiduría, por otra parte, se personifica como virgen, la que el hijo sabio debe perseguir, con aquella que él puede tener una sana relación íntima. (Véase 3.15; 4.6-8; 7.4).

«Más preciosa es que las piedras preciosas: ¡nada que puedas desear se puede comparar con ella!» (Pr. 3.15)

«No la abandones, y ella te guardará, Ámala, y te protegerá. Sabiduría ante todo, ¡adquiere sabiduría! Sobre todo lo que posees, ¡adquiere inteligencia! Engrandécela, y ella te engrandecerá; te honrará, si tú la abrazas. (Pr. 4.6-8)

«Di a la sabiduría: “Tú eres mi hermana” y llama parienta a la inteligencia.» (Pr. 7.4)

Si a doña Locura no le interesa Dios, a la dama Sabiduría le encanta porque se relaciona con él personalmente. La sabiduría da sensatez (1.23), guarda a las personas (1.33; 2.16s; 4.6-9); se le llama «árbol de vida» por los frutos que da. (3.18) También se le dice eterna. (3.19-20 y 8.22-31)

Tanto a la sabiduría como a la locura se retratan como perseguidoras de hombres. A estos, los impulsan a que sigan sus caminos. Doña Locura llama a los que pasan cerca, a quienes andan en el camino recto. (9.15-16) Pero está particularmente interesada en la búsqueda de «los inexpertos», por ser los más vulnerables, y porque es muy probable que estos la sigan. (7.6) La sabiduría también invita al simple y al necio; a que abandonen su locura, y que sigan la rectitud y la sabiduría. (1.22; 8.4-5; 9.4)

Ambas persiguen a los hombres con mensajes y métodos diferentes, aun pueden perseguir a los mismos hombres. La dama Sabiduría advierte a hombres que van en camino a la destrucción y la locura. (1.24) Ella no dice a hombres lo que desean oír, pero lo que necesitan oír si se los dice: que van en camino a la muerte. La dama Sabiduría es directa en su discurso. (8.6-8) Ofrece enseñanza y otorga paz (7.1-2), tiene buenos consejos, prudencia y valor. (8.14) Ella promete seguridad (1.33), larga vida, riqueza y honra (3.16-17), y, sobre todo, vida (3.18).

Doña Locura no ayuda a seguir en el camino, tiene el suyo propio (5.6; 9.13), ni advierte a los hombres, que seguirla es ir a la muerte. (2.18-19; 6.26; 7.22-23; 9.18) Si la dama Sabiduría apela a la espiritualidad, la locura estimula los impulsos sensuales del sencillo (simple, inexperto). En ocasiones viste en forma seductora, (7.10) y habla eróticamente sobre su cama con olores y fragancias. (7.16-17) Ofrece saciar de amor a su víctima.

Mientras que doña Locura puede ofrecer una cierta belleza exterior, no hay seguridad que esa hermosura sea real. Ella es una mujer que ha estado casada por cierto tiempo, pues ha dejado al compañero de su juventud. (2.17) Quizás, para atraer a su presa hace gala del maquillaje; su belleza es aparente. (6.25) Su arma letal no es la belleza sino la lengua:

«La mujer infiel te engaña con palabras suaves y dulces, que al fin de cuentas resultan más amargas que la hiel y más peligrosas que una espada.» (Pr. 5.3-4, BLS; véase también 2.16; 7.5; 22.14).

Con la adulación atrae a los incautos (inexpertos, sencillos, simples). Tiene la habilidad de hacer invitaciones elocuentes. (7.14) Ella se dirige directamente al ego de las personas. (7.15)

«Por eso he salido a encontrarte, buscando con ansia tu rostro, y te he hallado.» (7.15, RV 95)

Doña Locura procura engatusar a cualquier hombre que se le atraviesa porque sabe que a ellos les gusta que les levanten el ego. La adulación sirve tanto para los hombres como para las mujeres. (Véase 26.28; 28.23; 29.5) Pero no todos los elogios procuran adular, la mujer sabia es elogiada por otra razón. (31.31)

Doña Locura es una experta en usar proverbios, sabe seducir a su víctima. Así como lo sabe seducir, disfruta el hacerlo. (9.17)

«¡No hay nada más sabroso que beber agua robada! ¡No hay pan que sepa tan dulce como el que se come a escondidas!» (Pr. 9.17; BLS)

La dama Sabiduría habla solamente la verdad, doña Locura desfachadamente proclama locura o necedad. Ni se preocupa ni se excusa por el pecado. Por el contrario, hace alarde del pecado. (véase 5.15).

«Bebe el agua de tu propia cisterna, los raudales de tu propio pozo.» (5.15; RV 95)

Hasta ahora, estas dos mujeres nos han enseñado la importancia de la pureza sexual. También han mostrado la prioridad de conocer los peligros de no mantenerse puro. Salomón lo sabía muy bien, en esta área tuvo sus problemas más grandes. En esta área cayó, (1 Re. 11.1s) así como el rey David. (2 Sm 11) Acuérdense de Sansón. (Jue 14-16) ¡Ni que decir! Del ejemplo del pueblo de Israel. (Nm. 25.1s) Conocer y vivir en pureza sexual es una área prioritaria para las personas que quieren ser piadosas y sabias.

El libro de Proverbios le demanda a los padres como prioridad la enseñanza sincera y transparente los peligros del pecado sexual. Hay que hablar abiertamente pero con discreción. No permitamos que nuestros hijos y nuestras hijas lo aprendan en la calle o en la escuela lo que tienen que aprender en la casa. La sabiduría del padre y de la madre le indicarán a sus hijos a quién buscar y a quién evitar.

Nuestros hijos y nuestra hijas deben aprender y esforzarse por mantenerse puros, y a buscar la clase de persona que será su cónyuge.

El mundo nos modela a doña Locura (Insensatez); con modelos encantadores que nos anuncian todas las estrategias para seducir con bajeza y adulación. Muchas chicas, en nuestros días, para ser aprobadas hacen alarde de sus cuerpos, usan ropa provocativa, se ponen perfumes sensuales, se ofrecen, etcétera. Usando cualquier clase de artificios para lograr su cometido. (Recomendamos la lectura del libro El pecado, por Cornelius Plantinga Jr.) Plantinga presenta en forma muy amena la seducción tanto de las mujeres como la de los hombres, especialmente el papel de las grandes estrellas que los niños, las niñas y los jóvenes imitan. Estrellas que ven todos los días por televisión. Estrellas que dejan mucho que desear. A esas ven nuestros niños desde pequeños. Después decimos: ¿Por qué las cosas andan mal? ¿Nosotros les enseñamos principios cristianos?

Pareciera que la mujer sabia no tiene mucha cabida en la juventud de nuestros días. Según la Palabra de Dios, lo importante es el carácter interno, no lo externo. (Véase 1 Ti 2.9-10; 1 Pd. 3.1-6) Cuando las mujeres y los hombres cristianos son insensibles con su ropa y su conducta, pueden causar la caída de otros, tentándole en pensamientos y acciones.

Proverbios debe ser una lectura obligatoria para todas las personas que desean ser piadosos y que se quieran liberar de la inmoralidad. Proverbios exalta la sabiduría, nos advierte de los peligros de la insensatez, y el valor de tener un cónyuge santo. (Con el ejemplo de la mujer virtuosa, 18.22; 19.14; 31.10-31) Proverbios nos anima a que encontremos satisfacción sexual en nuestro matrimonio. (5.15-23) También advierte la insensatez de darle cabida a los pensamientos inmorales, los cuales llevan a la vergüenza, depravación y muerte. (Véase 2.18-19; 5.7-14)

Dos mujeres, dos caminos (Bosquejo)

Las dos mujeres nos dan lecciones valiosas en el área sexual y en la matrimonial, pero esa no es la única enseñanza. Ellas nos enseñan dos clases de senderos por los que podemos caminar:

I. Dos mujeres que son identificadas con dos diferentes caminos a recorrer.

A. La sabiduría indica que cuando ella es rechazada «comerán el fruto de su conducta» «Por eso recibirán su merecido: ¡tendrán problemas de sobra!» (1.31)

B. La sabiduría libra a la persona del camino del maldad (2.12). Continúa enseñando acerca del evitar el camino malo (2.13-15) y él de la adúltera. (2.16-22) En estos versículos (12-22), camino o senda se menciona en ocho ocasiones, tanto para evitar desviarse de él como no acercarse al de los hombres perversos. En otros pasajes se vuelven a mencionar ambos caminos. (Véase 3.31; 4.11, 14; 5.21; 6.23; 7.24-27; 8.13, 20; 9.6, 15).

II. El contraste entre la dama Sabiduría y doña Locura es un contraste no de una mujer buena y una mala, es de dos clases de vida.

La dama sabiduría busca al joven para casarse, la locura para pasar el rato. La diferencia entre ambas no es exclusivamente sexual o matrimonial. La diferencia es la clase de vida que siguen y hacia dónde lleva. Proverbios las describe en forma diferente, a doña Locura en una forma. (Véase 19.13; 30.23) Y a la virtuosa en otra. (31.10-31). El meollo es cuál escoger y cuál rechazar. La lección que se aprende tiene que ver con la clase de cónyuge que se busca.

III. No se refiere exclusivamente a dos clases de mujeres

Puede decirse que Proverbios enseña acerca de una variedad de mujeres, la reacción de ellas en diferentes ocasiones. Se advierte del cuidado que deben tener las personas para escoger cónyuge. Pues, hasta un mujer sabia y precavida puede ser agredida o seducida.

Alguien ha dicho, que la locura puede representar a las personas agresoras (sea hombre o mujer), pues, está representando el camino de la maldad.

IV. La dama Sabiduría y doña Locura son figuras de lenguaje.

A. La lucha entre la dama Sabiduría y doña Locura es una figura de lenguaje, por eso no deben tomarse literalmente. (Véase 9.1-6)

B. Muestra de lo que hacen. (capítulo 9). (Este punto tomado de Proverbios, L. Alonso Schökel, pág. 246). Las dos escogen al mismo público, pero siguen diversas tácticas y es opuesto su mensaje:

1. La sensatez es diligente y activa. Note lo que hace: edifica, labra, mata, mezcla, dispone, despacha, pregona. Por su parte la necedad se está bien sentada, sin «entender» o sin «ocuparse» de nada.

2. La cordura toma la iniciativa para convidar, reparte sus criadas por puntos estratégicos, donde de ordinario se colocan los pregoneros; de esta manera va en busca de sus invitados o clientes, espera que sean numerosos y que sean los que lo necesitan. La dama necedad espera que pasen los transeúntes para interpelarlos desde su puesto, sin moverse, aunque su casa esté situada en lugar estratégico, su pregón no se difunde por la ciudad.

3. Parece que la oferta es distinta: una ofrece carne y vino, la otra pan y agua. Pero lo segundo puede deberse al carácter proverbial de la expresión (véase 20,17) y al valor metafórico de las frases (sentido sexual).

4. Es clara la oposición entre lo patente y lo escondido. La Cordura invita a un banquete público, del cual saldrán los comensales para seguir rectamente un camino prudente. La Necedad condimenta su pitanza con el adobo de lo furtivo y escondido; y en el mismo terreno, aunque extremado, suceden las consecuencias: en la hondura del reino de la muerte.

5. Y ése es el contraste culminante: vida o muerte como consecuencias de una enseñanza o de una tentación.

La necedad se aprovecha de la inexperiencia para sugestionar con el engaño y conducir al fracaso final; sus clientes se han de apartar del camino derecho para esconderse y bajar al abismo. La cordura llama a los inexpertos para sacarlos de su estado y encaminarlos por una senda recta.

IV. No todas las personas que están en la trayectoria de la locura son violentas

A. Dos caminos de vida. (Capítulo 1)

La perversidad y maldad se trazan en los versículos 10 al 14. Esta forma de vida ha sido rechazada por muchas personas. Aunque hay personas que no tienen la sabiduría del Señor, no se comportan con tanta maldad como se describe.

B. Dos opciones

1. Del capítulo 2 se desprende que doña Locura personifica el aspecto más aventajado de la maldad. (Véase 2.16-22) Hay un camino de que las personas perversas siguen que se tiene que evitar. (Véase 2.12-15)

2. Doña Locura imita el método del Diablo. Es el método del engaño y la destrucción de quienes no quieren seguirla. Nos invita a buscar pasión sensual fuera de nuestro matrimonio. Nos da ánimo para obtener placer momentáneo Nos estimula a desobedecer a Dios y rechazar la sabiduría. Quienes sigan a la locura siguen al diablo, según Proverbios tendrán el mismo fin.

3. Doña Locura personifica un sistema que conduce a los hombres y a las mujeres a un camino de destrucción. Este sistema escoge a las personas que rechazan la sabiduría, ofreciéndoles placer constante.

4. San Pablo advierte que evitemos cualquier clase de filosofía que nos conduzca por el camino del mundo. (Véase Col 2.8) Rechacemos cualquier sistema o filosofía que no considera a Cristo. Rechacemos cualquier sistema que aboga por la violencia y la avaricia, e incluso promueve la inmoralidad. (Véase Col 2.20-23)

5. Si usted ha muerto a los principios elementales de este mundo, ¿por qué vive de acuerdo con ellos?

6. La locura (insensatez, necedad) empieza con el rechazo a Dios. Dios nos invita para que le sigamos. La única manera de obtener sabiduría es por medio de Jesucristo. (Véase Pr. 3.5-6 y Jn 14.6) Moisés rechazo la locura para buscar la sensatez. (Véase He. 11.24-26)

7. Tanto Cristo como la dama Sabiduría lo invitan a abandonar el camino de maldad, y a seguirlo. ¿Usted va a elegir el placer momentáneo, o el camino de rectitud y de paz que conduce a la vida eterna? Usted decide.

  • Enviar a un amigoEnviar a un amigo
  • printImprimir
0 Comentarios
Boletines y Revista en su e-mail GRATIS!

por Tony Evans
El destino de cada hombre, el sueño de cada mujer (Enfoque a la Familia)
Ministerios Generación es un ministerio interdenominacional e internacional que trabaja en pr...
Comentario: MME es una agencia misionera que fue fundada en 1954 y hasta ahora ha trabajado en Mé...
Ministerio dedicado al fortaecimiento espiritual y personal de las familias en Puerto Rico y el mund...
Misionero Bautista (IMB), trabajando con inmigrantes Latinoamericanos en Europa
DesarrolloCristiano.com es un servicio de Desarrollo Crisitiano Internacional. Copyright 2008, todos los derechos reservados. Solicite mas informacion a info@desarrollocristiano.com